Monogamia vs Poligamia

Que escandalo tener que hablar de este tema, que seguramente tendrá bastantes opiniones interesantes. Pero he tenido la oportunidad de llegar a países y sociedades en las que es legal practicar la Monogamia y/o la Poligamia.

Por ejemplo, en países islámicos en los que se rigen tanto como sociedad y religión, ellos tienen permitido la poligamia, pero solamente para el hombre – ¡que injusticias! -; siendo el caso que pueden llegar a tener hasta 4 esposas. Y, aunque es legal y obviamente bien visto, son muy pocos los que lo practican; ¿Porque se está poniendo en desuso la poligamia? ¡Sencillo!, tener 4 esposas cuesta mucho ¡haha!, todas tienen que tener el mismo nivel de vida, tanto para ellas como para sus descendencias. Además de que en muchos de los casos, también es necesario tener la aprobación de la primer esposa. Y sí la primer esposa es muy “juana gallos” pues… ya se chingaron! ¡haha!. Otro detalle interesante es que si se quisiesen divorciar, solamente el hombre es quién puede pedir el divorcio o degradar a la mujer para hacerlo efectivo en acto.

En países hinduistas que también se rigen tanto como sociedad y religión – pero no tan estricto como en países islámicos, porque conviven con otras religiones -, también tienen permitido la poligamia; pero en esta ocasión tanto para la mujer como para el hombre – ¿qué tal? -; para la mujer solamente en tribus muy pequeñas y aisladas pueden tener hasta 3 esposos, la poligamia en el hombre es más común, pero con máximo 3 esposas, y siempre y cuando – como en el caso del islam – la primer esposa otorge su consentimiento. Y aquí, la mujer es la que puede pedir el divorcio, el hombre no.

Y aunque les he dado dos escenarios bastante similares con algunas particularidades en cada uno, los dos tienen muy marcado el Patriarcado. La mujer debe dedicarse a las labores del hogar, tiene que casarse a la edad y con quien los padres elijan – en muchos de los casos -; no tienen otras aspiraciones personales fuera de atender a la familia; tienen que dirigirse para muchas cosas con la aprobación de los padres o la familia – las personas mayores tienen que ser obedecidos sin respingar -, entre otras.

Un ejemplo bastante marcado y en mi opinión injusto, es que en la práctica de la monogamia en el hinduismo, solamente el hombre se puede volver a casar cada vez que quede viudo o divorciado; y en cambio la mujer, si queda viuda o divorciada, no puede volver a contraer nupcias: a menos, que sea muy joven y sin hijos.

Pero bien, ¿qué pasa en otras partes del mundo en las que la norma social y legal es solamente ser monógamo? ¿Podemos sexclusivamente amar a una persona? ¿Por qué la poligamia corrompe el concepto de amor que tenemos?

Sí dejáramos de lado temas como el patriarcado – la ley del macho -, las religiones – lo que dicen qué sí se puede -, el aura conservadora – limites por doquier -; ¿Realmente tendríamos relaciones de poliamor incontrolables?

Platicando un poco de este tema con viajeros de países vecinos al mío, en el que crecemos en familias monógamas, me expresan incomprensión de tal acto; y desde mi punto de vista, la incomprensión de ello es por la manera en la que hemos sido domesticados. Estos países que practican la poligamia, la ven tan normal y común, como nosotros vemos tan normal y común la monogamia. Por lo tanto, mientras no hagamos lo diferente a lo que tenemos, no sabremos si lo podemos manejar o llevar como un estilo más de vida, y que a la vez esté dentro de lo que no hace sentir bien y no esté causando daño A LOS INVOLUCRADOS.

poliamor

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s